viernes, 19 de noviembre de 2010

La Argentina feliz...


Vanesa, una argentinita de Varela. Hija de un quintero potosino y su mamá jujeña. Viven en el conurbano trabajando la tierra en sus pocas hectáreas.
Después del nuevo alumbramiento, cuando salió de la tierra los primeros segundos del 17 de Noviembre, sus padres agradecieron a Dios (son evangélicos) y a todos los que habían ayudado.
La presidenta pasó a visitarlos y preguntó si les hacía falta algo. Los papas dijeron que no, que estaban bien.
En cambio Vanesa agarró entre sus manos los regalos que le llevó esa señora que vino toda vestida de negro, rodeada por cámaras y luces.
¿Quedará el recuerdo en esa mente infantil?. Seguramente recordará más los sapitos que había en el pozo y las muñecas que le obsequiaron que la visita de la Mujer de negro. Está bien que sea así.
Cristina hizo algo más importante. Lidera el cambio que hace que hoy, esta nena de Varela pueda sonreir en su hamaca.
-
La Foto es de nestor Sieira y sale publicada en la tapa de Clarin.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Que bueno es mostrar a la Argentina de hoy sin pasar por el filtro de TN (Grupo Clarín). Es emotivo comprobar la solidaridad de todo un pueblo, angustiado por la suerte de un angelito como Vanesa.

Mariana

Columna Norte dijo...

Los padres de la niña no solicitaron nada a la Compañera, más muestra de cambio social progresivo que esa, imposible.
Saludos,
Ikal